Burger de pavo “a la griega”

Las hamburguesas tienen fama de insanas, “engordantes” y fast-food pero pueden ser un plato sano y equilibrado.

Además a mí me dan muy buen rollo, como de cena de fin de semana, en el jardín, entre amigos… Creo que no conozco a nadie a quien no le gusten 😉

Claro que yo no las compro hechas y menos aún en esos restaurantes de comida rápida que todos tenemos en mente… Yo las preparo con ingredientes sanos y naturales, no son nada complicadas de hacer y quedan riquísimas.

Hoy, con un toque griego que nos ha gustado mucho 🙂

Para 4 personas:

500 gr. de pechuga de pavo picada (sin piel)

1 diente de ajo

2 cebolletas

un trozo de jengibre (3 cm.)

½ cucharadita de pimentón picante (u otras especias al gusto)

1 cucharada de pasta de tomate concentrado

1 puñado de perejil fresco

½ pepino (variedad larga)

200 gr. yogur natural (no edulcorado)

aceite de oliva, sal, pimienta

4 panes de pita

germinados o brotes de lechuga variada

pepinillos en vinagre

……..

Picamos el ajo y la cebolleta finamente.

Pelamos y rallamos el jengibre.

Los pochamos unos minutos en una sartén con un chorrito de aceite de oliva.

Cuando la cebolleta esté transparente añadimos una pizca de pimentón picante (opcional) y una buena cucharada de tomate concentrado.

Rehogamos unos segundos y lo ponemos en un bol con la carne de pollo picada, salpimentamos.

Picamos algunas hojas de perejil y las añadimos mezclando bien.

Formamos las hamburguesas –no muy gruesas para que el pollo no nos quede crudo. Dejamos reposar en la nevera (Podemos congelarlas para tenerlas para otro día).

Ahora hacemos la salsa tzatziki.

Lavamos bien el pepino y lo rallamos con un rallador grueso.

En un bol mezclamos el yogurt, el pepino, una cucharada de aceite de oliva, sal y pimienta. Dejamos reposar en la nevera.

Doramos las hamburguesas en una sartén antiadherente a fuego medio.

Mientras se hacen, tostamos los panes de pita unos minutos en la tostadora o el horno.

Servimos nuestra hamburguesa “a la griega”:

Abrimos el pan pita como un panecillo normal y colocamos la hamburguesa, algunos germinados o brotes de lechugas variadas, unas rodajas finas de pepinillos y una buena cucharada de tzatziki .

Lista para comer!

Y como no! He preparado una maravillosa ensalada griega para acompañar: gajos de tomates bien maduros, algunas aceitunas “Kalamata” y unos dados de queso feta. Viva Elláda!

Pd. Podéis encontrar otras hamburguesas sanas y fáciles de preparar en el blog: de azukis, de lentejas, de soja, de pescado

eatwell&livefit

Escriba su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *