Spaguetti de espelta con gambas

Me gusta la pasta al dente, integral, con ingredientes sencillos y sin salsas pesadas.

Así que hoy: Spaghetti !!!

Una comida bien completa, porque este plato contiene carbohidratos de absorción lenta, proteína, fibra…

Los cereales integrales (ya sean pasta, arroz, pan…) sacian mucho más que sus versiones refinadas, por no hablar de todas las vitaminas, minerales y fibra que nos aportan.

Haced la prueba: cocinad para el almuerzo 80 gr. de pasta blanca y otro día sólo 60 gr. de integral, veréis como con la integral os sentiréis bien y sin hambre toda la tarde  🙂

Para 1 persona:

60 gr. de pasta (spaguetti integrales de espelta, o de otro cereal: kamut, trigo…)

1 calabacín pequeño

1 tomate grande, maduro (puede ser en conserva cuando no es temporada)

8 – 10 gambas crudas, peladas (pueden ser congeladas)

1 diente de ajo a laminas

2 tomates secos en aceite

sal, pimienta negra, orégano o albahaca

1 cucharada sopera de aceite de oliva virgen extra

…….

Lavamos el calabacín, descartamos las puntas y hacemos con él spaguetti con un “pelador especial” o mandolina. Reservamos.

pelador

Picamos los tomates (tanto el fresco como el seco) a dados pequeños. Reservamos.

Hervimos la pasta en abundante agua salada.

Cuando la pasta ya esté casi lista, en una sartén ponemos el aceite, el ajo a láminas y salteamos unos segundos (cuidado que no se queme!).

Añadimos las gambas y el calabacín, salpimentamos y lo salteamos 1 o 2 minutos.

Añadimos el tomate picado, el orégano y la pasta escurrida, salteamos todo junto sólo unos segundos y servimos.

Espolvoreamos con albahaca fresca picada.

Listo para comer!

Un plato de pasta nada pesado. Los spaghetti “de verdad” quedan mezclados con los de calabacín, con un aroma muy mediterráneo: aceite de oliva, tomate, orégano, ajo… Deliciosos!

 eatwell&livefit

Escriba su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *